SE CUMPLE LO DICHO POR EL PROFECTA ISAÍAS: EL MAR DE GALILEA SE ESTÁ SECANDO

0
82
Profecía de Isaías se cumple - El mar de Galilea se está secando

Estamos en tiempos dificiles y tiempo en que la iglesia de Dios se prepare para morar con el Señor para toda una eternidad. Gloria a Dios para siempre ya el pueblo de Dios se va con su Padre Celestial.

La Biblia de Israel dice “Y las aguas del mar caerán, y el río se secará.Isaías 19: 5 El Mar de Galilea de Israel, también conocido como el Kinneret, llegó a un nivel de agua mas bajo en Mayo registrado en todos los tiempos, lo que generó preocupaciones respecto al lago de agua dulce más grande de Israel y anunció el cumplimiento de una profecía por Isaías.

Conforme a la Autoridad del Agua de Israel, el Mar de Galilea perdió 15 centímetros (5,9 pulgadas) de su nivel de agua en mayo, y fue reduciendo el nivel a 9 millones de metros cúbicos (318 millones de pies cúbicos), un mínimo histórico desde que empezó la grabación en 1920.

La situación en el Mar de Galilea se ha venido abajo en los últimos años, debido a que el norte de Israel está viviendo una sequía. Los hidrólogos consideran que el nivel del agua caerá por un metro (3.3 pies) antes de que la estación lluviosa comience en noviembre.

El Libro de Isaías predice que las aguas “fallaron del mar” en los tiempos de la redención:

Y las aguas se quitarán del mar, y el río se secará, y los ríos se hollarán; Los arroyos de Mitzrayim serán extinguidos y secos; Las cañas y las banderas se marchitarán. Isaías 19: 5-6.

Tal es así que el mar de Galilea ha desempeñado un papel importante en la historia judía y cristiana, con gran parte del ministerio temprano de Jesús centrado alrededor de las orillas del lago, según los Evangelios Cristianos.

Para el Israel moderno, el Mar de Galilea ha desarrollado un rol clave en la provisión de agua para uso personal y agrícola durante la mayor parte de la historia del país, luego de la finalización de la Compañía Nacional Israelí de Agua en 1964. No obstante, en los últimos años, La conservación del agua, lan recuperación y la tecnología de desalación, permiten al Estado judío reducir significativamente su uso del agua del Mar de Galilea.

No obstante, la falta de flujo de agua en el mar de Galilea ha derivado a una profunda preocupación por la vitalidad del lago, ya que la caída de los niveles de agua hace que la salinidad del lago a subir, amenazando la vida marina.

La autoridad competente al uso del agua dijo que el nivel bajo “conducirá a un retiro adicional del agua de las orillas del mar de Galilea ya varios fenómenos ambientales y ecológicos.”

El bajo nivel de agua ademas analiza un riesgo para el Mar Muerto, que recibe agua del lago a través del río Jordán, conforme a los términos de un acuerdo israelí- jordano.

Los niveles de agua del Mar Muerto también han caído un metro cada año.